Visita teatralizada Carmina, la fía del carbón

A partir del 13 de abril, el Centro de Experiencias y Memoria de la Minería ofrece a los visitantes una nueva visita, será a las 12 del mediodía, y los visitantes podrán disfrutar de esta visita teatralizada siempre previa reserva. Durante la misma podremos trasladarnos al pasado, a finales de los años 60 de la mano de Carmina, una telefonista del Pozo Sotón de raíces mineras y mujer de Gelin un picador de primera del Pozo. Este nuevo personaje junto a las guías del Centro e interactuando con los visitantes, recorrerán y nos mostrarán la historia de la minería asturiana, a la par que nos cuenta la suya propia como mujer trabajadora de Hunosa.

Esta visita teatralizada, de una hora y veinte minutos de duración aproximada, de buen seguro nos enternecerá a todos rememorando la historia de Hunosa, de Asturias, de nuestra minería y de todos los asturianos.
No dejes que te lo cuenten, ¡ven a vivirlo!

Reserva previa en el tel: 985 661 944 o  en la dirección de correo: cemm@pozosoton.es

Coste de 3,50 €/pax

“Se puede tocar”

El Centro de Experiencias y Memoria de la Minería de HUNOSA cuenta la historia minera asturiana, a través de  La Historia de HUNOSA.

El 90% de los elementos expuestos se han recuperado y/o reutilizado de pozos mineros cerrados. El espíritu del Centro es el de aprovechar todos los materiales disponibles. La selección de piezas de pozos cerrados se utiliza para su exposición directa, o se reutilizan para dar soporte a material expositivo.

Pero el proyecto pretende ir más allá del hecho de difundir entre el público una información. Busca involucrar al visitante. Estimular su curiosidad e interés y conseguir que forme parte de la muestra y de su contenido.

El relato se desarrolla en base a la creación de experiencias en el visitante, como bajar y subir una percha de la casa de aseos o empujar un vagón de mina… ¡de casi 1 tonelada!… ¿serías capaz?

También podrás interactuar con novedosos recursos tecnológicos, construir una mina con el videojuego Minecraft, hacerte una foto junto con antiguos mineros… o experimentar la oscuridad más absoluta… y ¡alguna sorpresa más!

Impávido camina a su testero,
Faz tranquila, mirada escrutadora.
Al ser llegado el tajo pronto explora
Porque acecha el peligro traicionero.
Y ya seguro, entre él y el compañero
La tierra van cargando sin demora;
Y tras esta labor agotadora
Se presta para hacer de barrenero.
Se aferra a su martillo tremulante
Y entre polvo de sílice y ruido
Él la roca perfora hacia adelante.
Cuando al fin su trabajo ha concluido,
Aunque cansado porque fue agobiante…
¡Qué satisfecho del deber cumplido!
Y sale complacido,
A vivir unas horas con holgura,
Que en la mina, no vive…, sólo dura.

Manuel de Andrés Fernández:

Cielo bajo tierra